jueves , diciembre 13 2018
Home / Historias que abrazan / ¿Por qué soy?

¿Por qué soy?

Elizabeth Cruz

Que la Tierra se una a la planta de tu pie y te mantenga firme, que sostenga tu cuerpo cuando éste pierda tu equilibrio. Que el Viento refresque tu oído y te dé a toda hora la respuesta que cure todo aquello que tu angustia invente. Que el Fuego alimente tu mirada y purifique los alimentos que nutrirán tu alma. Que la Lluvia sea tu aliada, que te entregue sus caricias, que limpie tu mente y alma de todo aquello que no le pertenece.

Bendición náhuatl

 

Pierdo mi equilibrio, para que las dos fuerzas que actúan en mí se destruyan, que la Tierra me nutra en mi crecimiento. Que la respuesta me haga más sabia para que domine mi caduceo, y el Viento libere la niebla que obstruye mi mirada. Que el recuerdo y el aprendizaje purifique mi alma, para que el Fuego fusione todo lo que soy. Que el Agua al chocar con las rocas sea intensa, para que rompa mi impureza y mis deseos.

Petición a los 4 elementos

 

 

Honrar la Vida, “Es una Virtud, es Dignidad, es la actitud de Identidad más definida; palabras profundas de esta canción, cuando reflexionas en ellas, pueden llevarte a lugares inimaginables de tu ser.

Cuando la escuché hace años atrás, sentí que mis células despertaron, para un reclamo ¿QUÉ HAZ HECHO CON NOSOTRAS? No sé, pensé… Después de esto las siguientes interrogantes:

¿He honrado mi vida?, ¿Qué significa honrar la vida?, ¿De qué manera lo he hecho?  ¿Me he escuchado, me he atendido, me he respetado?… Y viene una avalancha de emociones y reclamos.

Hoy regresan esas palabras “Honrar la Vida, Es una Virtud, Es Dignidad, Es la Actitud de Identidad más Definida; llevándome al pasado, en donde comienza el producto de mi propia experiencia, ayudando a saber el comienzo del pensamiento y del comportamiento que se va teniendo en el presente.

Viajar por el pasado, es pasar por los recuerdos que son los conectores con las emociones y juicios de las apariencias (todo es lo que queremos que sea, la verdad es del sujeto no de la realidad) por eso son apariencias que tergiversan la vivencia, surgiendo la elección de ignorarlas o aceptarlas.

Aceptar el pasado es comprender por qué somos así, hay dos maneras de consentir lo ocurrido, con esa mirada que juzga y dictamina que tan bueno o malo fue o con esa mirada compasiva que hace que comprenda que todo es parte de todo lo que se es como humano.

Reconocer todo lo que soy, lleva a la elección hacia un reclamo o un dominio de todo aquello que compone el YO SOY, lo cual sitúa el hoy como existencia única, sin el ayer ni el mañana. Solo el ahora.

Con la certeza del poder de la elección, para decidir qué hacer con todo lo que compone la naturaleza humana el YO SOY. Que por las apariencias han hecho olvidar al ser puro y elevado que somos, tal como nacimos.

“Honrar la Vida, “Es una Virtud, Es Dignidad, Es la Actitud de Identidad Más Definida”

No se trata: de perfección o de reprimirse…

Es Vivir la reacción de cada uno de los actos que hacemos y dejar de sentir las emociones de las apariencias, es decir, de aquello que quiero que sea cierto, equilibrando la balanza para lograr que cada acción esté liberada de las apariencias que solo engañan.

Respetando el ritmo que pone cada cosa en su lugar y valorarlo en la justa medida. Llegando a la calma espiritual y desde ahí actuar con libertad y tranquilidad para continuar con la vida, dejándola fluir en forma natural, para que ocurran las cosas, identificando que sensaciones se despiertan en el cuerpo y dejarle la guiar a la consciencia, respetando la virtud, la dignidad y la identidad de mi SOY.

 

About Elizabeth Cruz

Check Also

Que el olvido nunca los alcance… #HastaEncontrate #DesaparecidxsLGBT

Por Rocío Suárez

Deja un comentario