jueves , noviembre 15 2018
Home / Colima / Estudian discriminación a comunidad LGBT en universidades

Estudian discriminación a comunidad LGBT en universidades

Investigadores de la Universidad de Colima

Francisco Antar Martínez Guzmán, Nancy Elizabeth Molina Rodríguez, Sergio Alberto López Molina y Karla Covarrubias Cuéllar, investigadores de la Facultad de Psicología de la Universidad de Colima (Ucol), estudian la violencia, discriminación y prejuicio a personas que por su orientación sexual o por identidad de género se encuentran en una situación vulnerable y publicaron parte de los resultados de esta investigación en la revista digital de ciencias sociales Millcayac, en su primera edición en febrero de 2016, con el título “La ilusión de autonomía: violencia simbólica hacia las docentes en el espacio universitario”.

De acuerdo con la Agencia Informativa Conacyt, el doctor en psicología social por la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB), Francisco Antar Martínez Guzmán, afirma que cada vez se reconoce con mayor claridad la problemática de violencia y discriminación contra la comunidad lésbico, gay, bisexual, transgénero (LGBT) y hay más apertura institucional para generar normativas que coadyuven a combatir este problema social.

En el proyecto de investigación titulado “Análisis de las prácticas discursivas de discriminación y violencia simbólica de género en el espacio universitario: de las políticas institucionales a las conversaciones cotidianas”, los investigadores identificaron este tipo de problemáticas, cómo se originan y qué está ocurriendo en contextos educativos, específicamente universitarios: “la violencia y la discriminación se han desplazado hacia formas más sutiles y más cotidianas, menos evidentes en su forma de operar.

Sigue habiendo todavía prejuicio, discriminación y violencia simbólica, solo que se da a través de medios más velados y menos visibles, que ocurren en interacciones cotidianas a nivel microsocial y que, por lo tanto, son más difíciles de identificar y de combatir”.

Antar Martínez reiteró que son mecanismos de violencia menos evidentes y que muchas veces se confunden con el estado normal de cosas, pero que siguen siendo muy perjudiciales puesto que mantienen un orden que excluye y que discrimina a este sector de la población en el contexto educativo.

“De manera sutil y soterrada, las mujeres dentro de los espacios escolares laborales tienen que responder a ciertos estereotipos vinculados con la maternidad y el cuidado, además de que se les demanda que asistan y asuman posiciones subordinadas con respecto a los compañeros varones porque se les considera menos capaces de llevar a cabo ciertas tareas”, expuso.

A pesar de que el proyecto concluyó formalmente hace unos meses, Antar Martínez mencionó que continúan trabajando con la información que obtuvieron en esta investigación para publicar más artículos en revistas especializadas: “los estudiantes manifiestan estar abiertos a la diversidad sexual; sin embargo, cuando analizamos las formas de interacción y las relaciones específicas que tienen lugar en un espacio concreto como un aula, una facultad o una escuela, observamos que aunque oficialmente se reconoce la no discriminación, sigue habiendo mecanismos sociales para marcar diferencias y prejuicios disfrazados, formas sutiles de discriminación”, finalizó el doctor en psicología social.

About redaccion

Check Also

…huye siempre para volver nunca…

Deja un comentario