jueves , noviembre 15 2018
Home / Historias que abrazan / Esto es solo el inicio…

Esto es solo el inicio…

Una carta de Miguel Ángel Salazar

Miedo, preocupación, incertidumbre, dolor, tristeza y llanto,mucho llanto, fueron algunas de esas cajitas que hoy abrió el pájaro del alma en nuestros alumnos.
En mi se abrieron cajitas como la empatía, porque pude ponerme en los zapatos de mis alumnos, tristeza, porque las historias que ellos contaron fueron desgarradoras, dolor, porque sus palabras estaban acompañadas de ese sentimiento, finalmente amor y unidad fraternal para con ellos.
Las aportaciones que amablemente me han brindado, han sido mi cobijo y fortaleza para ayudar a mis alumnos, con esas ideas y textos que me hicieron llegar comenzamos a trabajar el día de hoy.
Ciertamente hubo un retraso porque tuvimos que acondicionar otra área como biblioteca ya que la mía sufro de algunas cuarteaduras, y protección civil recomendó no utilizar de momento ese espacio.
Esto no nos detiene, y consideramos mis compañeras y amigas que era prioritario iniciar estas dinámicas.
Gracias a la ayuda de todos ustedes, me fue posible diseñar una actividad que dio frutos mas allá de nuestras expectativas.
Iniciamos con la lectura de ese hermoso texto sugerido por Viridiana Viajera, “El pájaro del alma” y posteriormente tuvimos una pequeña charla sobre en texto.
Con este texto y después de la charla iniciamos con la técnica de la telaraña, sugerida por Eva Nalleli Laureano en uno de los comentarios.
Al iniciar esta dinámica, se les pidió a los alumnos que dijeran su nombre y mencionen que cajita abrió el pájaro del alma en el momento del sismo.
Es en este momento en donde comienzan a fluir esas emociones nitidamente, creando un ambiente de comprensión y empatía por los demás.
Fué conmovedor escuchar frases entre llanto como: “mi mamá es la que me da fuerza para seguir adelante” o ” me preocupé por mi abuelita porque es inválida y no pudo salir, tenía a mi hermanita en sus brazos”, o bien, “mi papá trabaja en la Roma, y no sabiamos de él, nos angustiamos mucho,cuando llega en la noche, todos nos abrazamos”.
Para mi sorpresa, fueron los alumnos de tercer grado quienes manifestaron estos argumentos, quienes por ser mayores, creí que serían más herméticos y renuentes a dejar fluir su sentir, entonces me di cuenta que no es así, sino que son más conscientes. El cierre de la actividad fue emotivo, les dije que esa telaraña que juntos tejimos,nos mantenía Unidos por los sentimientos expresados; que si alguien la soltaba, esa unión se iría disolviendo.
Después les pedí que la soltaran al mismo tiempo, pero que a partir de ese momento existiría una telaraña invisible que nos mantendría Unidos a alumnos y maestros.
El inesperado final fue que de manera espontánea se comenzaron a abrazar entre ellos.
Logramos un vínculo, un hermoso vínculo.
Quiero que sepan que esto es solo el inicio, que los materiales que me han hecho llegar los he revisado y tomado en consideración, son materiales valiosos que me permiten diseñar más estrategias.
Gracias a todos nuevamente
Su amigo: Miguel Ángel Salazar Cabrera😊
Por cierto, olvidaba comentarles que mis compañeras y amigas se integraron a la dinámica y expresaron también sus argumentos

Texto íntegro y textual de la carta enviada a nuestros amigos de Historias que abrazan

About redaccion

Check Also

Que el olvido nunca los alcance… #HastaEncontrate #DesaparecidxsLGBT

Por Rocío Suárez

Deja un comentario